Cómo convertir un dormitorio en una suite de hotel

Cómo convertir un dormitorio en una suite de hotel

Si has estado en hoteles, ya sea de vacaciones, por trabajo u otros motivos, conoces esa agradable sensación de comodidad, orden y lujo. Pero hay un momento en el que sólo quieres volver a casa porque definitivamente no hay lugar como el hogar. Para tener una experiencia similar a la de un hotel no es necesario hospedarse en uno. Aquí tienes algunos consejos para llevar la vida de la suite a la comodidad de tu casa.

Organización

Una de las principales características de la mayoría de los hoteles es la sencillez y el orden de las habitaciones. Éstas están siempre ordenadas y nunca hay objetos innecesarios entorpeciendo el paso u ocupando espacio. El orden de los hoteles es un aspecto que produce un efecto de calma en las personas.

Sábanas y almohadas frescas que siempre huelen bien

Si hay algo que los hoteles tienen en abundancia son sábanas impermeables frescas y suaves. Las sábanas de calidad no solo brindan comodidad, también ayudan a disfrutar y mejorar el descanso en casa para que tu habitación se sienta como una suite. La limpieza de las sábanas también es importante para la higiene y la salud. Otra cosa estupenda de los hoteles son las almohadas. También funcionan como decoración en los arreglos de cama, sin mencionar que una cama con almohadas mullidas parece muy acogedora. Asegúrate de tener almohadas con propiedades hipoalergénicas y antibacterianas que aumenten el confort.

Aromas atractivos

El sentido del olfato es lo suficientemente poderoso como para hacerte sentir bien. Con fragancias atractivas y seductoras, se puede crear un ambiente relajante y confortable sin salir de casa. Puedes optar por lavanda, vainilla, pachuli u otros aromas relajantes.

También pueden añadirse a la lista prendas como los albornoces y las mullidas zapatillas de baño. Llevar la experiencia de una suite de hotel a casa no sólo es posible, ¡es fácil! Lo único que debes hacer es agregar o mejorar algunos detalles. Puedes optar por crear una rutina para la mañana o la noche en la que simplemente puedas disfrutar de todos los lujos y comodidades de una suite. También puedes inspirarte en los catálogos de los hoteles. ¡Inténtalo, verás cómo te relajas!

Noticias relacionadas

Últimas entradas

magnifiercross